Panal y PES crean diversas estrategias para pelear en tribunales y conservar su registro

0

Tras los anuncios realizados por el Instituto Nacional Electoral (INE), el Partido Nueva Alianza (Panal) y el Partido Encuentro Social (PES), se encuentran a un paso del abismo  debido a no conseguir el mínimo de votación para mantener su registro, sin embargo, ambos se aferran a estrategias distintas para pelear en los tribunales y seguir recibiendo financiamiento público.

El Panal fuera de la elección de diputados

El Partido Nueva Alianza ha concentrado su estrategia en la elección de diputados federales, ya que es donde está más cerca de lograr al menos el 3 % de la votación, explicó en entrevista su dirigente, Luis Castro.

Los cómputos obtenidos indican que en los comicios para la nueva integración de la Cámara baja, Nueva Alianza obtuvo 1 millón 391 mil 376 votos, lo que representa el 2.47 %.

Según los cálculos de Castro, a Nueva Alianza le faltarían unos 220 mil votos para lograr su “cifra mágica”.

Cabe resaltar que,  desde un inicio el Panal se concentró en recuperar votos, que estuvieran mal contados o atribuidos. Así pasó de 1 millón 100 mil a la cifra de 1 millón 391 mil.

Castro explicó que,  el Panal apostó por la anulación de paquetes electorales o casillas, e incluso distritos.

La idea del partido es impugnar en diferentes entidades, ante las salas regionales del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), en los casos donde haya irregularidades, como que funcionarios de casilla hayan operado fuera de su sección, o que la violencia haya afectado la jornada electoral, al grado de alterar los resultados.

Logrando la anulación en dos o hasta tres distritos, dijo Castro, habría un recalculo del total de votos en el país, en la elección de diputados federales, y Nueva Alianza podría alcanzar el 3 %.

“Se anulan votos, y se modifica el resultado y el porcentaje. Se mueve todo el tablero”, dijo.

Señaló que, tenían como plazo hasta este 10 de julio para presentar impugnaciones en los estados, y que habían formulado al menos 14 inconformidades el lunes, y otras más este martes, en Tamaulipas, San Luis Potosí, Chiapas y Puebla.

Si sus impugnaciones no florecen en las salas regionales, dijo, llevarán los casos a la Sala Superior del Tribunal Electoral.

En cuanto a sus bajos resultados, y cuestionado sobre si fue un error hacer alianza con el PRI y su candidato José Antonio Meade, Castro dijo que su partido debe “aprender la lección y mirar hacia adelante”, ya que más allá de si conserva o no su registro a nivel nacional, considera que sus causas siguen vigentes.

“Hay que leer bien lo que dijo la sociedad, hay que tener autocrítica, hay que saber rediseñar para recuperar la confianza de la gente”, mencionó.

Respecto a la operación política en estas elecciones de Elba Esther Gordillo, quien fundó el Panal, Castro dijo que desde hace tiempo ella está distanciada del partido, y que no tiene alguna otra postura o comentario.

PES sigue apostando al registro 

Luego de no obtener al menos el 3 % de alguna de las votaciones federales el pasado 1 de julio, el Partido Encuentro Social (PES) le apostará al recuento de al menos 16 mil casillas, pues asegura que ha existido un “mal conteo” que de corregirse les ayudaría a superar “por mucho” el mínimo requerido.

El presidente nacional del PES, Hugo Eric Flores, explicó que desde el comienzo de los cómputos distritales solicitaron al Instituto Nacional Electoral (INE) recontar 39 mil casillas, pues dicen haber descubierto “un gran número” contabilizadas con cero votos a su favor (lo que consideran “totalmente imposible”), y al abrirlas rescataron hasta 20 sufragios en cada una de ellas.

“Algunas de estas se abrieron por causales de ley y resulta que de los resultados preliminares el cómputo final nuestro partido recuperó casi 300 mil votos, que estaban mal contados, aún faltan 16 mil y queremos se abran todas”, expuso el líder del partido que fue en coalición con Morena, ganador de la elección presidencial.

El INE ha rechazado el recuento exigido por el PES, pues ya ha terminado los cómputos distritales, en los cuales apenas consiguió 2.7 % de la votación en la contienda presidencial; 2.32 % en la de senadores y 2.40 % en la elección de diputados, por lo que la única vía que le queda a Encuentro Social es la jurídica ante alguna de las salas del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

De acuerdo con la consejera electoral Dania Ravel, el tribunal tendrá hasta el 3 de agosto para resolver las impugnaciones en diputaciones y senadurías, y hasta el 31 del mismo mes en impugnaciones de la contienda presidencial.

Flores Cervantes se reunió con el ganador de la elección presidencial, Andrés Manuel López Obrador, para darle “los pormenores” sobre las impugnaciones que presentará el partido y aseguró que cuentan con su respaldo.

“Tuvimos una charla con Andrés Manuel donde le informe en dónde estamos, cuántas casillas vamos a impugnar, en fin, todos los procedimientos de impugnación que vamos a realizar, y me interesa mucho que esté perfectamente bien informado”, expuso el dirigente del PES.

Es importante destacar que, un conteo preliminar publicado por el consejero electoral Ciro Murayama, arroja que Encuentro Social tendría cerca de 55 diputados y 7 senadores en el Congreso. Si el partido llega a perder el registro, estos legisladores serían independientes y podrían adherirse a otros partidos, aunque no podrían formar una bancada formalmente.

 

La Comisión de Fiscalización del INE seleccionó a dos interventores para iniciar el proceso de liquidación, en el cual un interventor lleva el control de las deudas, bienes y recursos de los partidos.

Los encargados de llevar este control serán el contador público Ismael Ramón Trejo fue designado para el PES y Gerardo Maldonado para el PANAL. Sin embargo, si las impugnaciones prosperan para ambos partidos, y llegan a conservar su registro podrán reanudar sus actividades de manera normal.