La PGR vuelve a  hacer de las suyas

0
2

La PGR vuelve a  hacer de las suyas

Como si se tratara de una pésima broma de muy mal gusto; la PGR citó a declarar a la viuda de uno de los normalistas torturado y asesinado el pasado 26 de septiembre.

 

Provocando una ola de críticas y dando un golpe en el colmo de los cinismos; así quedó la Procuraduría General de la República al hacer llegar un citatorio e interrogar a Marissa Mendoza; viuda de Julio César Mondragón Fontés, normalista que en un crimen atroz e impune, fuera torturado y desollado la noche del 26 de septiembre del 2014.

 

En un comunicado, amigos de la familia y abogados del caso, denunciaron el hecho al argumentar que el pasado 11 de abril, Marissa recibió un citatorio para que se presentara en la Unidad Especializada Contra el Secuestro, adscrita a la “Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada” (SEIDO); pero en vez de informarle de los avances en las investigaciones, el citatorio se usó para interrogarla sobre la desaparición de los 43, cuestionándola “si ella sabía algo con respecto al caso”. La viuda se negó a contestar.

Después del interrogatorio, familiares y abogados cuestionaron a la Procuraduría sobre los avances e información del caso; insistiendo que es obligación total del órgano, informar a la familia sobre lo ocurrido y el proceder en la investigación. También cuestionaron sobre el ¿por qué a 7 meses de los hechos, es la primera vez que contactan a la familia de Julio César?; con un halo de cinismo pudo percibirse la respuesta, ya que solo se limitaron a decir que lo hacían “por prudencia”, dando a entender que quizá fue porque la familia se encontraría en estado de duelo por la pérdida.

 

“Sin hacerle conocer los derechos que tiene  Marissa, continuaron insistiendo con sus preguntas, sin responderles; finalmente les dimos las nuestras: ‘Díganos, ¿quiénes desollaron y ejecutaron a Julio?, ¿díganos por qué lo asesinaron de tal modo?, muestren el expediente ¿qué datos tiene?, ¿cuál es la línea de investigación que sigue con respecto a lo que ocurrió con Julio?’, el fiscal, entre bostezos anotaba las preguntas mientras veía la hora en su reloj”, señaló Sayuri Herrera; abogada de la familia,

Al final, la familia Mondragón y la defensa advirtieron que solicitarían por escrito el acceso al expediente de la PGR y la cita para una próxima reunión para que se responda a todas las preguntas y dudas que hacen lagunas dentro de la investigación. Los funcionarios respondieron que lo mostrarían “siempre y cuando esto no interfiera con la investigación”.

 

La PGR se ha negado a atraer el caso y lo separó de la investigación de lo sucedido en Iguala la noche en la que los estudiantes fueron atacados, heridos y desaparecidos. Expertos internacionales han señalado que el caso se encuentra totalmente fragmentado al estar la investigación en 6 juzgados distintos y mostrar que la PGR no investiga el caso de tortura a Mondragón.

 

En palabras de la abogada defensora de la familia; a la fecha, la investigación concreta de la ejecución de Julio y el proceso judicial se sigue en Iguala. La PGR nunca dio consecución a la petición de la familia de que este delito también se investigará a nivel federal, por lo que la defensa y familia, confían en que el Grupo de Forenses Argentinos y el grupo de expertos de la CIDH (Comisión Interamericana de Derechos Humanos), puedan con su participación, ayudar en la búsqueda de justicia mucho más de lo que han hecho hasta ahora las instituciones mexicanas.